CARTA AL EXCMO ALCALDE DE SANTIAGO

Aquí tenéis la carta que voy a enviar a el Alcalde de Santiago de Compostela. Podéis usarla como modelo, podéis cambiar lo que queráis. El objetivo es mandar cuantas más cartas se puedan al Señor Conde Roa para que así tenga constancia de la importancia de la Sala Nasa y de su equívoco.
He estado hablando con el Concello de Santiago. Me han dicho que las posibilidades son varias:
-Hacer llegar al registro una queja conjunta que vaya firmada por todo el mundo. Con ello, quedaría constancia de la entrada. Quizá sea una labor a hacer pero llevaría tiempo y una cierta organización.
-Mandar,cada uno, una carta escrita a la alcaldía, lo cual tendría también un registro de entrada. Tan sólo si es certificada el remitente podría tener registro de la entrada de la carta. Si es una carta normal queda en registro en el Ayuntamiento y ya está.
-Y una tercera, de la cual no queda registro pero que a mí me apetece más. Dentro de la página del ayuntamiento hay una línea directa abierta con el mismo alcalde. No queda registro, hay que poner tus datos, nombre, dirección, dni, etc.

Me apetece porque creo en personalizar. Podríamos, yo estoy dispuesto, confeccionar una lista de todo el que mande su mail al alcalde. Tan sólo tendríais que mandarme un mail tras mandar la misiva a la alcaldía, a esta cuenta que acabo de abrir en google: nasayalcalde@gmail.com
Luego, se daría difusión a esa lista.

Creo que es importante poner todos en el mensaje al alcalde estos campos:
.nombre
.apellido
-dni o similar
-asunto: sala nasa (todos el mismo asunto aunque cada uno difiera en lo que diga)
Dentro de la carta creo que sería bueno firmar y en la firma indicar si procede la profesión. Con ello se darían cuenta del amplio abanico de gente que apoya a la Nasa.

La carta al alcalde se puede mandar en esta página web:
http://www.santiagodecompostela.org/contacto_p.php?&lg=gal
tras mandar la carta tan sólo habría que mandar un mail con ella a la dirección antes indicada para formalizar la lista (nasayalcalde@gmail.com)
Indicar nombre y profesión si procede.
Espero vuestros comentarios y consejos y espero que esto ande. Un abrazo:

pablo

CARTA

Al Excelentísimo Alcalde de Santiago de Compostela:

Quería hacerle llegar mi preocupación extrema por la posible desaparición de la Nasa como espacio generador y aglutinador de cultura en el ámbito peninsular.

Sé de sus palabras y compromiso electoral. De su ataque a la Sala Nasa como ejemplo de lo que usted llama “cultura clientelar” y de su compromiso de no dar “un euro” a este espacio cultural. “No vamos a consentir que salga un euro del erario público para financiar la kale borroka en Santiago”, dijo usted, por poner un ejemplo, ante los medios en junio del 2009. Hoy regenta la alcaldía con la máxima responsabilidad que una mayoría absoluta debería dar.

Por eso, le escribo para informarle de su error y para pedirle que recapacite. La Sala Nasa es uno de los espacios pioneros en España y la Península en cómo concebir la gestión cultural. Su gestión ha provocado una actividad que hoy, a veinte años de su apertura, es impagable tanto para la ciudad de Santiago como para la salud de las artes escénicas de creación contemporánea de toda la Península.

Su acercamiento a los artistas y al hecho escénico abrió un camino en lo que era un desierto en los años noventa y ha demostrado, como pocas salas en España, que es posible generar proyectos abiertos sin caer en endogamias artísticas, teniendo al mismo tiempo una preocupación local y una visión global. La Nasa ha sabido compaginar como pocos la función de una sala de exhibición con la de un espacio cultural, dando así cabida a una programación continuada, a un espacio de creación abierto tanto a la compañía adscrita a la sala (Chévere) como a otras compañías gallegas; y a otro tipo de proyectos socio culturales y políticos de gran incidencia en la sociedad gallega. Eso es crear un espacio vivo, señor alcalde, molesto unas veces para uno, otras para otros pero al final de gran riqueza para la ciudad de Santiago.

Su programación transversal (música, danza, teatro, performance), su trato a los artistas (desde la cercanía y entendimiento), su trabajo por traer a Santiago lo más relevante de la escena (por esa sala han pasado creadores fundamentales de la escena que de otra maanera nunca hubieran ido a Galicia), son ejemplos de una manera de entender la cultura abierta, democrática y preocupada por el presente.

Nunca jugaron al deslumbre ni a programar por el nombre. Sus puertas siempre estuvieron abiertas a la creación gallega al igual que la del resto de la Península. Y eso no es clientelar, eso hace cultura señor alcalde, cultura que es ética y ética que es política. Quizá no lo sabe, pero la Sala Nasa es conocida en toda España y Portugal por su ética profesional. En Barcelona, en Madrid, en Andalucía, en Coimbra, en Euskadi… La Sala Nasa ha destacado por su rigor.

Y quizá lo más importante que se ha hecho en la Sala Nasa es crear y formar un público como no lo hay en otro espacio en toda la Península. Muchos artistas tienen en la memoria una función especial que ocurrió en la Nasa, en ese Rua da Carballeira de San Lourenzo donde va llegando el público de a poquito. Y esas funciones, a parte del valor sentimiental que puede usted suponer, señor alcalde, son las que hacen avanzar los trabajos, las que sirven a los creadores para poder plantearse que están haciendo. No sabe el público que tiene en Santiago, un público que se ha hecho en la Nasa y en el hoy desaparecido Teatro Galán y que no debe perder. No les llame kale borroka.

En el 2012 la Sala Nasa supera los veinte años. No son muy de celebrar, nunca lo han sido. Tienen ese carácter gallego que celebra más en el acontecer que en la efeméride. Pero, señor alcalde, el 2012 sería un año para celebrar lo que tienen, no para ver desaparecer uno de los espacios fundamentales de Galicia y de toda la Península. Porque la cultura en su amplia acepción, aparte de en los teatro nacionales, señor alcalde, o sobretodo, está en este tipo de espacios.

Se juega mucho, aunque no lo crea, de lo que es el tejido cultural de Galicia. Por eso, desde aquí le pido seriedad. Y no un lenguaje simplista y deformante en el que se hable de terrorismo y kale borroka. Sea serio, abra el diálogo, tranquilícese, evalúe y actúe con responsabilidad. Sin otro particular y agradeciendo su tiempo y su atención me despido cordialmente:


Pablo Caruana Húder
Periodista y Director del Festival de Creación in situ SISMO (Matadero Madrid)
DNI: 2902456v

This entry was posted in Uncategorized. Bookmark the permalink.

15 Responses to CARTA AL EXCMO ALCALDE DE SANTIAGO

  1. T* says:

    Enviada!
    T*

  2. cris b says:

    pablo gracias por escribir esta carta. eres un crack.

  3. sofia says:

    yo también envié! espero que las gotas colmen los vasos
    Salud y fuerza!
    (gracias Pablo por dar el primer paso)

  4. rosa says:

    guay!
    Entonces se imprime en un word normal desde la web y se te envia así?

  5. pablo c. says:

    Rosa, es fácil: te metes en la página de Ayto que viene en el post y lo mandas. Y luego, mandas un email a gmail diciendo quien eres y que los has enviado… Así, vamos confeccionando la lista de gente que ha enviado. Con eso basta.

  6. sergi says:

    gran carta. gracias otra vez, pablo.

  7. semolinika says:

    hola, Pablo gracias por todo..
    envie la carta y te mande comprobante a nasayalcalde@gmail.com..
    ahora que haremos? hay que mandar algo o la misma carta por correo?
    que dice Red de salas alternativas? hablaran con INAEM..? ellos tienen unas ayudas para la red y espectáculos que rulan.. en Madrid están de acuerdo eliminar una sala que la ayuda, así como así..??
    Como podemos hacer visible esta carta en mas sitios?
    besos
    semo

  8. Pif says:

    Enviada carta y confirmacion al mail. Difundo la carta a mis contactos por facebook tb para mayor repercusion.

  9. Xuso says:

    Sala Nasa no cierra sólo por la locura de un descerebrado alcalde.

    1.- Tal y como se nos anunció en la primera asamblea la Sala Nasa cierra por un desgaste de años, por los recortes de todas las administraciones y finalmente y como colofón, por la locura de este nuestro nuevo alcalde.

    2.- Por lo que deduzco no habéis visitado la página de la Sala Nasa. En ella podéis acceder a las actas de las asambleas y podréis informaros sobre lo que se está hablando y decidiendo. Hasta la fecha se han celebrado tres, yo asistí a las dos primeras. Todo es mucho más complejo. La Nasa como tal ya tiene la decisión de cierre, se está pensando en la creación de una cooperativa, una plataforma, acciones, un nuevo lugar, etc. En cuanto a Conde Roa nuestra intención más valorada hasta ahora es denunciarle. Tenemos que ver cómo.

    3.- Con respecto al desgaste creo que deberíamos reflexionar sobre el apoyo que todos nosotros damos a los espacios que funcionan bien antes de que cierren. Me remito como ejemplo al texto que en este mismo blog se publicó hace tan sólo unas semanas arremetiendo sin distinción contra todas las salas alternativas. Nadie habló de la Nasa defendiéndola. Nadie salió en defensa de las excepciones, que supongo las hay. En Galicia teníamos tres salas que merecían la pena y ahora ya sólo queda una, espero que sepamos cuidarla. Al hilo de esto, creo que es importante que sepáis que los representantes de las Salas del estado asistieron a la segunda asamblea convocada en Sala Nasa.

    4.- La carta está muy bien redactada pero ni yo ni muchos asistentes a las asambleas podemos estar de acuerdo con el párrafo que dice “Porque la cultura en su amplia acepción, aparte de en los teatro nacionales, señor alcalde, o sobretodo, está en este tipo de espacios.” puesto que consideramos que los teatros nacionales y las administraciones públicas han raptado a la cultura y ya va siendo hora de acabar con esta situación.

    4.- y último. Este escrito es mi opinión personal y vivencial de todo esto con el único propósito de aclarar y mejorar. A parte de músico, sólo soy parte de ese público gallego que gracias a vosotros y a estas salas se ha interesado por las artes escénicas. Soy también seguidor de esta Página y en especial de este blog. Espero Pablo que no te tomes a mal estas palabras, te estoy muy agradecido por el esfuerzo que llevas a cabo y tus textos me enseñan cosas que desconocía. La acción espontánea que has emprendido es emocionante y espero que también lo sea la respuesta general, os animo a que ya que empezasteis la continuéis porque seguro que será importante que este señor reciba muchas cartas, pero creo que deberíais informaros un poco más, como dije antes la situación de la cultura en general está en peligro y las cosas son mucho más complejas que las excentricidades de un pepero loco.

    Muchas gracias y hasta siempre.

  10. pablo c. says:

    No sé, llevaba días pensando qué hacer. Había medio decidido hacer una carta firmada por quienes la han enviado y difundirla para así llegar a más gente. Y la verdad, es que xuxo tiene razón. No en lo de los nacionales, pero en lo demás tiene razón. El cierre es algo ya decidido y el estimado señor Roa es tan sólo la punta. Es quizá más interesante el movimiento coorporativo que de ahí surja. así, que señores, no sé qué hacer. Espero sus comentaríos, porque por otro lado no soy yo solo quien tiene que hacer. Posibilidades: 1. rehacer la carta, incluyendo el cierre y metamorfosis de la sala como algo ya hecho y seguir denunciando su actitud y seguir exigiéndole responsabilidad para con la nueva realidad 2. Parar el asunto. La verdad es que yo opto por la 1. Diga algo alguien.

  11. pablo c. says:

    Y bueno, un pequeño comment a lo de las alternativas que comenta Xuso. Todas las salas, incluidos la Nasa y la Fundición, son responsables de haber jugado las mismas reglas del Estado, responsables en los noventa de haber servido como servicio de exhibición a un panorama cultural que necesitaba de ellos y abandonar el discurso ideólogico y artístico con el que en teoría nacieron y se asociaron (frrente al mercado, frente a la sociedad del espectáculo), responsables de haber copiado estructuras políticas y administrativas calcadas del mismo ministerio y el Estado y funcionar por tanto como un espejo cutre y deformado de aquello que en principio aborrecían, responsables de haber arrinconado el peso de la creación y la investigación artística como asociación a un rincón oscuro, responsables de crear un circuito y dejar que lo fagocitase los relgamentos procesuales y de selección del Ministerio, responsables de permitir que prevalecieseo simplemente se permitiese “el tú votas a la compañía de mi sala y yo a a la tuya” para así girar con dinero público y buenos cachés… Y de todo eso son responsables todas las salas como asociación, sin excepción. Todas.

  12. Xuxo says:

    Pablo lamento haber causado lo contrario de lo que pretendía. Por favor no dudes que la acción de enviar la carta es, para que quede más claro, cojonuda. Y animo a los que haya podido desanimar con mis comentarios a que la envíen, no importa cómo, tal cual está, cambiada o como sea, da igual: no se la va a leer. Lo bueno es que Conde Roa compruebe que su estúpida postura sobrepasa las fronteras de su futuro reinado. Además si finalmente el espacio continúa abierto les va a venir muy bien tanto al nuevo como al antiguo equipo.

    Lamento también que por mi culpa hayas vuelto a atacar a las salas de esa manera. Si saqué a colación tu artículo anterior es porque no aguanto esta jodida manía que tenemos los artistas de envalentonarnos contra todos los pobres diablos que nos rodean, (tan pobres diablos como nosotros) y de callar, achantar y consentir los terribles desmanes que diariamente cometen las administraciones culturales. No es por la Nasa, sería igual de injusto que, por ejemplo, alguien te acusara de colaborar con la fastuosa política cultural de Gallardón. Lo que quiero decir es que si nos ponemos a responsabilizarnos los unos a los otros por no haber estado enfrentados al mercado, al poder o a la sociedad del espectáculo, aquí no se salva ni dios.

    No creo que este tipo de acusaciones, aparte de para gastar energía tontamente y derrochar bilis, sirva para mejorar nada.

    Pero como en lo que realmente no estamos de acuerdo es con lo de los nacionales (para mí despilfarro inútil, dinero tirado para nada, para mantener al respetable anonadado, entusiasmado y dormido, y para que el arte que hiere no sea visto) pues que más voy a decir, bueno sí, espero no haberla liado más y espero que tanto tú, Pablo, como el resto, sigáis creando y trabajando con la calidad y compromiso de siempre.

    Un saludo y muchas gracias y mucha fuerza.

    por favor no os cortéis: enviad la carta.

  13. pablocaruana says:

    Xuso:
    Acabo de publicar una siguiente etapa para seguir difundiendo la carta y además le he agregado un párrafo teniendo en cuenta lo que decías. Te agradezco tus ideas y apoyo.
    Y nada, decirte que la voluntad con las alternativas no es de ataque, pero si creo que hay que poner de manifiesto como ciudadano ciertas disfunciones a nivel asociativo que vienen teniendo desde hace años. Lo hago desde ese lugar. Y les responsabilizo de sus actos, no de los del Ministerio ni ningún otro ente superior. Quizá es que soy periodista y no artista. Pero en serio, creo que no pasa nada por dialogar y decir lo que uno piensa sobre los actos de una asociación cultural. Creas una línea en la que parece estar por un lado la Administración y por otra los agentes culturales en teoría independientes, como si estuvieran en dos bandos diferentes. Y como si evaluar la acción de algunos de estos agentes fuera tirarse piedras contra el propio tejado. No lo veo así. Cada uno que aguante su vela. El tema es mucho más complicado, pero creo que los puntos que dije puedo razonarlos y defenderlos.
    Con respecto a los nacionales. Hace años, cuando quería colaborar en una revista independiente, ácrata y politizada, les hice una propuesta de recoger las diferentes manifestaciones y hechos escénicos que ocurrían incluyendo los que se hacían en el CDN. Su respuesta fue que la revista había decidido no hablar del CDN porque no era cultura del pueblo, sino de unas élites, y que eso no interesaba. No llegué a colaborar con ellos. No estaba de acuerdo. Acababa de nacer el nuevo Olimpia, hoy llamado Valle-Inclán. Ese teatro es de los ciudadanos. No de la administración. Y lo mismo digo de todos los municipales y demás espacios públicos. Me acuerdo de un hermoso proyecto artístico que se presentó para el Olimpia por parte de ciertos creadores. Un buen proyecto, un proyecto a defender, de calidad y mirando de tú a tú las circunstancias y realidades de la creación contemporánea. No lo tomaron en cuenta. Y ahí estamos, con un Gerardo Vera ensalzado por El País, con todos los otros medios callados, y con unos proyectos cobardes, de grandes presupuestos, etc., etc. No sabes los estupendos montajes que nos hemos tenido que tragar dirigidos por el propio Gerardo Vera, por ejemplo.
    Bueno, creo que hay que tomar conciencia de que ese teatro, como otros, es de los ciudadanos. Tomar conciencia de que es posible llevar a cabo proyectos con lógica en esos centros. Y no dejarlos por imposible. Me gustaría ver más artículos y posts que evaluasen la gestión de los teatros públicos, y no el silencio reinante, me gustaría ver más proyectos de gestores o los propios artistas que intentasen viabilizar este tipo de centros. Y no dejar en manos de políticos y altos funcionarios el debate.
    Y tampoco es tan sencillo. En estos dos años hemos visto en el CDN a dos de los creadores más “hirientes” con el discurso aceptado de la sociedad (Rodrigo García y Angélica Liddell). Ahí estaban, programados, uno en el María Guerrero y otra en el Valle-inclán. No se trata de programación, de pequeña cabida a montajes que cubran con el expediente. Un centro nacional es un proyecto público que ha de recoger y proyectar una realidad escénica, y que ha de recogerla con ética presupuestaria y estrategias públicas de difusión y distribución. Ha de ser un proyecto donde la creación, la programación, las publicaciones, la formación, la difusión y la comunicación con el público vayan todas a una para hacer de un centro nacional un centro abierto, cercano, que se expanda por cuidades y pueblos y no sea un rollo capitalino, un centro que el público pueda hacer suyo y donde el ciudadano pueda reflexionar en comunidad.
    Bueno, paro. Aunque: Vivan los comentarios-biblia.
    abrazo
    pblo

  14. pablo c. says:

    El nuevo alcalde ya se ha reincorporado. Hay nueva web y nueva página directa de contacto con el alcalde:
    http://www.santiagodecompostela.org/contacto_p.php?&lg=cas
    Por eso le he mandado esta misiva:

    ESTIMADO ALCALDE:
    DESDE LAS ELECCIONES HEMOS ESTADO ENVIÁNDOLE, DIFERENTES CIUDADANOS DE TODA ESPAÑA, MUCHOS RELACIONADOS CON LAS ARTES ESCÉNICAS, UNA CARTA EN QUE LE INSTAMOS A QUE CAMBIE DE RUMBO EN SU RELACIÓN CON LA SALA NASA. VIENDO QUE YA SE HA INCORPORADO AL TRABAJO Y QUE HAY UNA NUEVA WEB LE REMITO LA CARTA Y LAS FIRMAS DE TODOS AQUELLOS QUE LA HAN SUSCRITO Y ENVIADO HASTA LA FECHA:

    Al Excelentísimo Alcalde de Santiago de Compostela:

    Quería hacerle llegar mi preocupación extrema por la posible desaparición de la Nasa como espacio generador y aglutinador de cultura en el ámbito peninsular.

    Sé de sus palabras y compromiso electoral. De su ataque a la Sala Nasa como ejemplo de lo que usted llama “cultura clientelar” y de su compromiso de no dar “un euro” a este espacio cultural. “No vamos a consentir que salga un euro del erario público para financiar la kale borroka en Santiago”, dijo usted, por poner un ejemplo, ante los medios en junio del 2009. Hoy regenta la alcaldía con la máxima responsabilidad que una mayoría absoluta debería dar.

    Por eso, le escribo para informarle de su error y para pedirle que recapacite. La Sala Nasa es uno de los espacios pioneros en España y la Península en cómo concebir la gestión cultural. Su gestión ha provocado una actividad que hoy, a veinte años de su apertura, es impagable tanto para la ciudad de Santiago como para la salud de las artes escénicas de creación contemporánea de toda la Península.

    Su acercamiento a los artistas y al hecho escénico abrió un camino en lo que era un desierto en los años noventa y ha demostrado, como pocas salas en España, que es posible generar proyectos abiertos sin caer en endogamias artísticas, teniendo al mismo tiempo una preocupación local y una visión global. La Nasa ha sabido compaginar como pocos la función de una sala de exhibición con la de un espacio cultural, dando así cabida a una programación continuada, a un espacio de creación abierto tanto a la compañía adscrita a la sala (Chévere) como a otras compañías gallegas; y a otro tipo de proyectos socio culturales y políticos de gran incidencia en la sociedad gallega. Eso es crear un espacio vivo, señor alcalde, molesto unas veces para uno, otras para otros pero al final de gran riqueza para la ciudad de Santiago.

    Su programación transversal (música, danza, teatro, performance), su trato a los artistas (desde la cercanía y entendimiento), su trabajo por traer a Santiago lo más relevante de la escena (por esa sala han pasado creadores fundamentales de la escena que de otra maanera nunca hubieran ido a Galicia), son ejemplos de una manera de entender la cultura abierta, democrática y preocupada por el presente.

    Nunca jugaron al deslumbre ni a programar por el nombre. Sus puertas siempre estuvieron abiertas a la creación gallega al igual que la del resto de la Península. Y eso no es clientelar, eso hace cultura señor alcalde, cultura que es ética y ética que es política. Quizá no lo sabe, pero la Sala Nasa es conocida en toda España y Portugal por su ética profesional. En Barcelona, en Madrid, en Andalucía, en Coimbra, en Euskadi… La Sala Nasa ha destacado por su rigor.

    Y quizá lo más importante que se ha hecho en la Sala Nasa es crear y formar un público como no lo hay en otro espacio en toda la Península. Muchos artistas tienen en la memoria una función especial que ocurrió en la Nasa, en ese Rua da Carballeira de San Lourenzo donde va llegando el público de a poquito. Y esas funciones, a parte del valor sentimiental que puede usted suponer, señor alcalde, son las que hacen avanzar los trabajos, las que sirven a los creadores para poder plantearse que están haciendo. No sabe el público que tiene en Santiago, un público que se ha hecho en la Nasa y en el hoy desaparecido Teatro Galán y que no debe perder. No les llame kale borroka.

    La Sala Nasa ha decidido variar el rumbo. Después de varias asambleas están viendo la posibilidad de cambiar de estructura, de pasar a ser una cooperativa, una plataforma de acciones… El objetivo es no perder ese espacio en Galicia y poder seguir generando y apoyando la creación escénica en Galicia. El cansancio y desgaste de la dirección actual ante la incomprensión de las instituciones y el recorte que están sufriendo y usted dice va a agravar así lo impone. Están trabajando por continuar, por no desaparecer.

    En el 2012 la Sala Nasa supera los veinte años. No son muy de celebrar, nunca lo han sido. Tienen ese carácter gallego que celebra más en el acontecer que en la efeméride. Pero, señor alcalde, el 2012 sería un año para celebrar lo que tienen, no para ver desaparecer uno de los espacios fundamentales de Galicia y de toda la Península. Porque la cultura en su amplia acepción, aparte de en los teatro nacionales, señor alcalde, o sobretodo, está en este tipo de espacios.

    Se juega mucho, aunque no lo crea, de lo que es el tejido cultural de Galicia. Por eso, desde aquí le pido seriedad. Y no un lenguaje simplista y deformante en el que se hable de terrorismo y kale borroka. Sea serio, abra el diálogo, tranquilícese, evalúe y actúe con responsabilidad. Sin otro particular y agradeciendo su tiempo y su atención me despido cordialmente:

    1. Juan Úbeda, miembro de la compañía El Canto de la Cabra (ha mandado su propia carta). DNI: 52084605R
    2. Nico Baixas Calafell, creador escénico (ha mandado su propia carta).
    3. Pablo Gisbert, atención de servicios públicos. DNI: 48292250R
    4. Xavi Bobés, director de la compañía de teatro de objetos Playground. DNI: 38131052L
    5. Begoña González Calvo. DNI 44806979N
    6. Pilar Alonso Rodriguez. DNI: 34965143Z
    7. Fernando Picón Lombera. Guionista.
    8. Alfredo Edreira Cruz, maestro artesano (ha mandado su propia carta). DNI: 76345618Q
    9. Raquel Sousa Teijeiro, DNI: 32693453.
    10. Anki Toner. Miembro del grupo de música Superelvis.
    11. Julijana Tomic Fajdetic. Directora de Antic Teatre, Espai de Creacio de Barcelona. DNI: 47949878F
    12. Martí Sales. Poeta.
    13. Vicente Arlandis Recuerda, de la compañía valenciana Losquequedan. DNI: 21668175J
    14. Sergi Fäustino. Creador en el ámbito de las artes escénicas.
    15. Rosa Muñoz. coreografa y bailarina, directora de la compañia Raravis en Barcelona. DNI: 43415901C
    16. Sofia Asencio, Co-directora del Festival MAPA, Pontós, Cataluña y Co-directora de la compañía de danza Societat Doctor Alonso. DNI: 33486243-Z
    17. Oscar Dasi, director artístico de La Porta, Barcelona.
    18. Gonzalo Toloza Fernández, Ciudadano y videocreador. NIE: X2607633P
    19. Beatriz Fernandez, bailarina y coreógrafa. Coodirectora de La Poderosa, espacio para la danza y sus contaminantes, Barcelona
    20. Sergio Cabrerizo Romero. DNI: 71103758V.
    21. Rubén Ramos Nogueira, codirector de TEATRON, comunidad escénica online. DNI: 52404279K.
    22. Paola Marugan Ricart, profesional independiente de gestión cultural. Dni: 24371577H
    23. Quim Pujol, crítico y performer. DNI: 46352921D
    24. Begoña González Calvo. DNI 44806979N 25. Pablo Caruana Húder, periodista y Director del Festival de Creación in situ SISMO (Matadero Madrid). DNI: 2902456v

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>